Los ingredientes básicos de la repostería

 

Ingredientes básicos de la repostería

¿Los conoces?

 

Estoy convencida de que, hagas la receta que hagas, vas a utilizarlos todos.

Te pasa mi lista y luego me dices si estás de acuerdo, ¿vale?

Son los siguientes:

MANTEQUILLA

Empiezo por la mantequilla porque no puedes concebir una receta dulce sin mantequilla. Así de claro. La mantequilla da un sabor característico a todos los dulces. Sí, es cierto, me puedes decir que hay otros tipos de grasas que pueden hacer sus funciones, pero no será lo mismo y si no haz la prueba. Hazte siempre con la mejor mantequilla posible para elaborar tus dulces.

Y ahora un consejo. Cuando vayas a utilizarla siempre la tienes que manipular a temperatura ambiente. Para ello sólo debes tener la precaución de sacarla de la nevera unas cuatro horas antes de ponerte manos a la obra. Pero, ¡ojo! en verano, con que la tengas una hora antes ya va bien. Si no te has acordado de hacerlo, haz unas pequeñas láminas para que coja la temperatura adecuada. En este caso con unos treinta minutos tendrás bastante.

ACEITE

De oliva o de girasol ¿cuál prefieres? Aquí hay un sinfín de opiniones. Algunos grandes reposteros optan por el de girasol porque es algo más ligero que el de oliva. Pero, ¿viviendo en un país mediterráneo y siendo unos grandes productores de aceite de oliva y de gran calidad nos vamos a resistir a utilizarlo? Por supuesto que no. Si lo quieres algo más suave para que no se impregne la masa de ese sabor de aceite de oliva puedes utilizar algunas variedades consideradas más suaves como por ejemplo el de arbequina.

Como seguro que has comprado si eres una lectura compulsiva de recetas de repostería el aceite puede sustituir en muchas ocasiones a la mantequilla. Se considera que unos 120 mililitros de aceite equivalen a unos 100 gramos de mantequilla.

Pero, lo dicho, si el aceite es de España, mejor que mejor. Te aseguras calidad.

AZUCAR

¿Cómo no íbamos a hablar de azúcar si estamos hablando de repostería? ¿Impensable, verdad? El más corriente es el azúcar blanco para hacer masas. También sirve el azúcar moreno, aunque endulza algo menos. En cualquiera de los dos casos, y cuando vayas a hacer las masas, ten en cuenta que nunca queden grumos. Una buena batidora será tu mejor aliada. También necesitarás azúcar glas, que también verás escrito glassé. En algunas recetas también te pueden pedir icing sugar, sobre todo para hacer frostings y merengues.

HUEVOS

Utiliza siempre huevos de tamaño mediano porque así no incorporarás a la masa más agua de la estrictamente necesaria. Cuando vayas a batirlos con una espumadera, que es lo más ideal, que estén, como la mantequilla, a temperatura ambiente.

LEVADURA

Muy importante para mezclarla en seco con la harina. Esta mezcla la has de realizar en un bol de una manera muy suave hasta que quede totalmente integrada. Mucho cuidado con la temperatura que tengas en la cocina. Si es muy elevada puede que la levadura haga reacción antes de lo que toca. Mucho menor si la conservas siempre en frío.

HARINA

Puedes comprar en cualquier supermercado o gran superficie harina de repostería suave. ¿Por qué suave? Pues porque contiene menos proteínas que la normal. No tienes que confundirla con la llamada harina de fuerza que es la destinada para mezclar con la levadura fresca con la harina bizcochona que ya tiene levadura. En el mercado puedes encontrar otro tipo de harinas como las integrales, que son especiales para hacer pan. Utilices la harina que utilices tamízala siempre hasta que no quede ni un solo grumo.

LECHE

Mejor leche entera aunque si prefieres un dulce algo más ligero también puedes utilizar la semi desnatada. Como en otros ingredientes que te estamos comentando, también la tienes que utilizar a temperatura ambiente porque de esta manera evitarás que se corte la masa y que no se te estropee la levadura. Tienes que tener mucho cuidado con la cantidad de leche a añadir a la masa. Si te pasar la harás líquida y tu dulce no va a salir como te esperabas.

NATA

La nata puede ser un buen sustituto de la leche, pero debes comprarla siempre que sea especial para repostería, es decir, la que es indicada para montar. Al contrario que muchos ingredientes es mejor que cuando la vayas a utilizar esté fria y si es necesario meterla diez minutos antes en el congelador. A temperatura ambiente corre el riesgo de estropearse.

CACAO

Pero siempre, siempre cuando hablamos de repostería que el cacao no tenga azúcar añadido. Existen muchísimas marcas y de muy buena calidad. El cacao en polvo lo tendrás que mezclar con la harina y la levadura para que quede bien seco y lo puedas añadir a la masa que estés realizando en esos momentos.

EXTRACTOS I AROMAS

En este apartado te podemos decir que existen infinidad de extractos y aromas para añadir a tus masas. Pero también te tenemos que decir que muchos de éstos pueden ser sustituidos por ingredientes naturales como la naranja, el limón…

SAL

Todo lo que estamos haciendo es dulce pero también necesitarás la sal. Si pones un pellizquito de sal a tus recetas vas a notar una gran diferencia, sobre todo cuando estés haciendo recetas con chocolate.

Y esto es todo. Es lo que te queríamos contar.

Los ingredientes básicos, indispensables que no te pueden faltar cuando estés haciendo tus dulces.

¿Utilizas todos estos ingredientes básicos de repostería cuando te pones manos a la masa?

¿Utilizas otros o añadirías alguno que consideras que es también imprescindible?

Y si no encuentras las respuestas…

6 + 12 =

Patricia Cupcakes & Patisserie

Patricia Cupcakes & Patisserie S.L.



Asociación Nacional de  Profesionales de la Repostería Creativa
Yes No